2 de diciembre de 2013



Por fin he publicado un libro, cosa que me hacía muchísima ilusión, y confieso que me da lo mismo vender más que menos. Para cualquier mortal que no trabaje en Sálvame, es tarea casi imposible dar a conocer su obra, pero bueno,  ha sido un reto y espero a no tardar mucho verlo en papel, que aunque me digan y me repitan que el futuro está en el libro electrónico, poder tenerlo entre mis manos tiene que ser algo muy especial.

Lleva muchas horas de trabajo entre sus páginas, pero como es lo que me gusta hacer, el balance ha sido positivo y he disfrutado con la historia de los protagonistas.
En principio lo he puesto en la categoría de viajes, aunque podría también catalogarse como una novela romántica y de intriga, puesto que desde el primer capítulo engancha al lector.

Sinopsis:

Ángela y Tomás reciben una misteriosa herencia, viéndose obligados a trasladarse a Estambul para esclarecer el origen de sus pesadillas. Ellos nos guiarán a través de las calles y principales monumentos de esta ciudad, de forma amena y rigurosa, siendo una gran ayuda para los viajeros que deseen acercarse a la historia y la belleza de la antigua Constantinopla.